Ruta de Sección: Inicio > Ensayos > Moksa (Liberación)

Artículos Advaita - Swami Sivananda

Moksa ― Liberación

por Swami Sivananda
Swami Sivananda

Moksha es el súmmum bonum de la vida. Moksha es la realización del propósito de la vida. La vida termina en este plano terrestre cuando alcanzas Moksha o la liberación del nacimiento y la muerte. La realización de tu objeto real en la vida es la libertad o Moksha. Moksha te concede la vida eterna de felicidad imperecedera y alegría perenne. Moksha no es aniquilación. Moksha es la aniquilación únicamente de este pequeño ego auto-arrogarse. Moksha es la realización de la identidad del alma individual con el Alma Suprema. Con la aniquilación de este pequeño yo posees la totalidad de la verdadera universalidad, alcanzas una vida eterna.

Mukti se obtiene a través del conocimiento del Sí mismo (Self). Para alcanzar Jnana, debes tener una mente fija en un solo punto (Ekagrata). Ekagrata llega a través de Upasana. Upasana llega a través de la pureza de corazón (Chitta Suddhi). Chitta Suddhi llega a través de Nishkama Karma Yoga. Para hacer Nishkama Karma, debes haber controlado los Indriyas. Los Indriyas se pueden controlar a través de Viveka y Vairagya.

Moksha no debe considerarse como llegar a ser algo que antes no existía. Moksha no es algo que deba ser logrado. Ya está logrado. Todo es uno con lo Absoluto o Para Brahman. Lo que se tiene que lograr es la aniquilación del sentido de separación. Moksha es la percepción directa de lo que ha existido desde la eternidad, pero hasta ahora ha estado oculto a nosotros a causa del velo de la ignorancia. Moksha es el logro de la Dicha Suprema o la Inmortalidad y la eliminación de todo tipo de sufrimiento. Moksha es estar libre del nacimiento y la muerte.

La Libertad o Mukti es tu única verdadera naturaleza. Tendrás que conocer esta verdad sólo a través de la experiencia intuitiva directa. Tendrás que hacer pedazos el velo de la ignorancia mediante la meditación en el Sí mismo. Entonces brillarás en tu prístina pureza original y gloria divina.

Brahman, Sí mismo, Purusha, Chaitanya, Consciencia, Dios, Atman, Inmortalidad, Libertad, Perfección, Dicha, Bhuma o lo incondicionado son términos sinónimos. Solo logrando la auto-realización, te liberarás de la rueda de nacimientos y muertes y sus males concomitantes. El objetivo de la vida es lograr la bienaventuranza final o Moksha. Moksha se puede lograr mediante la meditación constante con un corazón que se ha vuelto puro y estable a través del servicio desinteresado y Japa.

Moksha es el beneficio más elevado, Parama Prayojana. Jnana es el beneficio que se obtiene en el interior (Avantara Prayojana). Así como la fruta del plátano es el mayor beneficio que se obtiene, y las hojas, etc., son el Avantara Prayojana en el intervalo antes de obtener la fruta, así también Moksha es el beneficio más elevado y Jnana es Avantara Prayojana. Jnana es sólo el medio para alcanzar la dicha más alta.

El Jiva superpone falsamente el cuerpo y otros que no son el Sí mismo sobre él y se identifica con ellos. Esta identificación constituye esclavitud. La ausencia de esta identificación es Moksha. Lo que causa esta identificación es Avidya o ignorancia. Lo que elimina la identificación es Vidya. Lograr el conocimiento del Sí mismo erradica esta Avidya y sus efectos. El Svaroopa de Moksha es el logro de la Dicha Suprema y la eliminación de todo tipo de sufrimientos.

El conocimiento correcto de Brahman consiste en saber que Él es uno con nuestro propio sí mismo. La diferencia entre el Jiva y Brahman se encuentra sólo en Upadhi o agregado limitativo. El Jiva, aunque en realidad o esencia es Brahman, está sujeto a las miserias de la existencia en el mundo causadas por su conexión con el Upadhi del Antahkarana o la mente cuádruple (el órgano interno). Puesto que no hay distinción real entre ellos, debe saberse que Brahman es idéntico al Sí mismo. Por eso se dice que los que conocen la verdad real comprenden que Brahman es idéntico al Sí mismo, como se declara en las grandes sentencias (Mahavakyas) de las Upanishads: "Yo soy Brahman" - "Este Sí mismo es Brahman". También enseñan lo mismo al discípulo en las palabras: "Tat Tvam Asi - Tú eres Eso". Por lo tanto, hay que saber que Brahman es idéntico al Sí mismo.

El conocedor de Brahman se vuelve Brahman mismo. Siendo Brahman, mientras todavía vive, él se libera de la rueda de nacimiento y muerte. Únicamente el conocimiento de Brahman es el medio de liberación o Moksha.