Ruta de Sección: Inicio > Ensayos > Preguntas y Respuestas

Artículos Advaita - Jayant Kapatker

Fred Davis: Preguntas y Respuestas

1- ¿Qué es la No-dualidad?

Ying-Yang Gold

La No-dualidad es el término que utilizamos para etiquetar el examen y la exploración de la unidad. "No" significa "no, o ninguno" y "dualidad" significa "más de uno", por lo que esta es la filosofía de no-más-de-uno. Sólo hay "una cosa ocurriendo". Todo el mundo y todo lo que existe son parte de esta única cosa. La No-dualidad lleva a la Regla de Oro un paso más allá. No te dice que trates a los demás como te gustaría que te traten a ti, sino que según trates a los demás, así te tratas a ti mismo.

No hay lugar para los accidentes en este tipo de entorno que surge de manera espontánea. Es un concepto tan extraordinario que la mente no puede retenerlo; sólo puede contemplarlo. Es esta misma contemplación la que fue experimentada por Jesús, Buda, Rumi, San Francisco, San Juan de la Cruz, Santa Teresa de Jesús, Gandhi, la Madre Teresa, y muchos más que la persona promedio nunca ha oído hablar. Mi fundamentada opinión es que hay más gente despierta viviendo actualmente en el planeta de la que ha vivido durante todos los años anteriores juntos. Durante miles de años, el despertar no-dual era un acontecimiento extraordinario y aislado. En términos de porcentaje, sigue siendo inusual que alguien realice un despertar espiritual profundo y permanente, pero los destellos o vislumbres de la realidad ―el claro ver que puede alterar para siempre nuestras vidas― simplemente ya no son raros.

La eficacia de las enseñanzas no-duales es mensurable. Bajo la guía de un maestro despierto, no importa de qué tradición, o de ninguna tradición, llegaremos a la auto-realización, y/o veremos que otros lo hacen, o no lo hacen. Si el despertar no está ocurriendo, simplemente no es real. Usted lo conocerá por sus frutos. No conozco ningún otro conjunto de enseñanzas espirituales en el que el éxito o el fracaso sea tan claro, evidente y público. Seguramente que vas a escuchar cada vez más acerca de las enseñanzas de la unidad en los próximos años, ya que se está expandiendo en silencio como un océano de tinta, mientras que se abre paso tanto alrededor del mundo como alrededor de tu barrio. Donde quiera que llegue, hay un cambio notable.

Una vez que entramos en la corriente de esta enseñanza no necesitamos que la ciencia nos convenza de nada, pero es sin embargo interesante observar que muchas ramas de la ciencia, desde la física cuántica hasta la neurología avanzada, están apuntando a muchas de las mismas conclusiones anticipadas por las enseñanzas no-duales. Nos encontramos con sorprendentes similitudes ―o espejos― en la física cuántica, la neurociencia de vanguardia, la informática, la biología, y más.

Incluso si nunca has oído hablar de la no-dualidad, no importa. Podría incluso funcionar para ti, simplemente porque no tendrás que desaprender o superar un montón de conocimiento intelectual sobre ello. Tal conocimiento puede ser muy útil, sobre todo al principio, pero si no estamos por encima y vamos más allá de él, entonces puede convertirse en un obstáculo. He visto a dos hombres, ninguno de ellos ni siquiera habían oído la palabra "no-dualidad", llegar a un despertar mientras realizábamos juntos una investigación. No necesitaban conocimientos. También he visto a personas que han seguido este camino durante años y que estaban tan inmersos en sus propias ideas acerca de la verdad que se han hecho resistentes a la verdad misma. Nos volvemos demasiado cabales y demasiado inteligentes como para despertar ― al menos hasta el punto de no obligarnos a cambiar nuestra trayectoria.

El despertar no-dual es lo que tradicionalmente se ha denominado como "iluminación". Todo esto se explica con más detalle a continuación. Basta con decir que el despertar es real, y la verdad puede ser realizada por la gente común sin ningún tipo de privación o renuncia. Una manera de hacer eso, la forma más rápida que yo conozco, es a través del Método de Señalar Directo (Direct Pointing Method) que comparto y del que escribo.

2 - ¿Qué es el despertar?

El despertar es en realidad un nombre un poco inadecuado. De lo que estamos hablando es simplemente del reconocimiento de tu verdadera naturaleza ― de ver/ser eso que tú ya eres. Como se explica en el punto 1, sólo hay "una cosa ocurriendo", y el despertar es ver esta verdad por nosotros mismos. Ya no tenemos que confiar en la información de oídas o de segunda mano. Todavía puede no ser clara, pero conocemos una verdad profunda que nunca podemos totalmente no-conocer. Cuando esto ocurre, se tiende a sentir como un despertar de un sueño. Sin embargo, lo que se está "experimentando" es eso que siempre ya está despierto ― que, para empezar, en realidad nunca ha estado dormido. La forma más fácil de expresar esto es decir que no es el ego el que despierta, sino la Vida misma que despierta del sueño de la identificación exclusiva. En resumen, vemos que lo que somos incluye al cuerpo (¡y todo lo demás!), pero que nuestra verdadera naturaleza no se limita al cuerpo.

Esto no es algo que podamos imaginar; tiene que ser visto directamente por nosotros mismos. Este ver puede venir como un destello, o como un completo ver ― con un gemido, una explosión, o cualquier otra cosa entre medias. El despertar puede parecer venir rápida o lentamente. Muy a menudo se trata de una combinación. Puede parecer que requiere prácticas espirituales especiales, o demostrar que las trasciende por completo. Puede ocurrir y ocurre de la forma que quiera, en cualquier momento que quiera, a través de cualquier cuerpo que quiera. Cualquier intento de explicar lo que realmente es el despertar, incluido éste, fracasará. Eso que siempre está ya despierto también es eso que está más allá de las palabras. ¡Aún así, intentémoslo!

La personalidad ― ese que busca el despertar, alcanzar la iluminación, encontrar la liberación, como quieras llamarlo, en realidad nunca despertará. La personalidad, el personaje del llamado individuo, y por lo tanto todo ese juego, es precisamente lo que se ve a través, lo que se trasciende. En ausencia de un yo personal, la realidad se muestra surgiendo espontáneamente. Está aquí, y ahora, en ninguna parte y en ningún tiempo. Esto es ella, pero está tan cerca, es tan obvia, tan increíble que no podemos verla. Hasta que lo hacemos. Una vez que lo hacemos, si se observa detenidamente, no podemos ver nada más. Nuestra historia es como las nubes delante del sol. En presencia de las nubes, el sol está brillando, pero no se ve. En ausencia de las nubes, el sol se ve, pero en realidad las nubes nunca afectaron ni al sol ni a su resplandor. En ausencia de la historia, sólo la verdad permanece.

3 - ¿Qué puedo hacer que me ayude a despertar?

Si quieres decir, qué puede hacer el personaje inexistente para provocar un cambio en su hipotético estado de sueño ― pues bien, ya lo estás viendo justo ahí en las palabras "inexistente" e "hipotético". Al final no hay nada que podamos hacer, no directamente. Sin embargo, no te desesperes. Si bien es cierto que desde el punto de vista absoluto "no hay nada que hacer y nadie para hacerlo", es sólo un punto de vista. Se siente como el todo, pero en realidad es sólo la mitad; es ver 180 grados de un máximo de 360 de experiencia. Se podría decir que la adopción de este punto de vista fatalista es equivalente a negar absolutamente la existencia de lo relativo, lo que ocurre a menudo, sobre todo con los destellos, o menos que los despertares completos, que es, con mucho, lo más común. Después de pasar la mayor parte de nuestras vidas identificados como lo relativo, obtenemos un destello de lo absoluto y cambiamos completamente nuestra lealtad ― ¡hacia el otro lado de la limitación! Primero pensaba que era Fred. Entonces, después de un verdadero ver, pensé que era no-Fred. Ahora, sé que soy ambos. Si aceptamos esta limitación de que "yo soy la inmensidad y sólo la inmensidad" después de nuestra propia experiencia, o prestada de otros, entonces nuestro punto de vista sigue siendo incorrecto, pero de una forma totalmente nueva. ¡Ahora vamos a sufrir desde un nivel más alto!

La verdadera visión no-dual, la 360, como yo la llamo, no niega nada. No-dualidad significa que sólo hay una cosa que está ocurriendo; ¿cómo negar cualquier parte de ella? Lo absoluto y lo relativo, lo real y lo irreal, lo permanente y lo temporal son solamente mitades, son una advertencia de que, a pesar de que nuestro punto de vista puede haberse ampliado de manera significativa o profunda, todavía estamos viendo desde la dualidad. Ni el yin ni el yang es verdadero o completo, sino que el emparejamiento de los dos es a la vez verdadero y completo, por así decirlo. Permítame añadir que hay maestros totalmente despiertos que emplean este "método sin método" como estrategia de enseñanza. Esa es su historia y se aferran a ella. Lo entiendo. Cuando esta estrategia funciona, funciona bien, pero sólo parece funcionar con una banda bastante estrecha de buscadores. Mi enseñanza se basa en la Ley de los Grandes Números: ¿cómo la mayoría de la gente despierta la mayoría de las veces? ¡Veámoslo!

Independientemente de lo que podamos ver, conocer, y experimentar desde ese punto de vista absoluto, hay sin embargo un cuerpo todavía aquí en un planeta que llamamos Tierra, y todavía va a querer almorzar y echarse una siesta. Podemos, en esencia, conseguir que el personaje soñado trabaje dentro del sueño hacia el objetivo aparente del despertar, y llevar a cabo una vida hábil en el mundo relativo. Desde un punto de vista más alto se puede decir que todo es parte de un guión que se desarrolla espontáneamente, y eso está bien. Nada de esto tiene un sentido lógico. Si insistimos en poner todo en cajas ordenadas y lógicas, entonces estamos perdidos, porque en ese momento, incluso sin hacer nada ¡es visto como una práctica!

Una vez más, esto no es algo que podamos imaginar. Tenemos que experimentarlo de primera mano. Esto es de lo que trata el Señalar Directo.

4 - ¿Tengo libre albedrío, o no?

No. Ambos. En realidad, es una cuestión discutible.

Una vez más, esto tiene que ser considerado desde una perspectiva más amplia. Una vez que entramos en la No-dualidad, dejamos atrás las respuestas fáciles y entramos en el campo de las preguntas difíciles. ¿Quién es el que se supone que tiene libre albedrío o no tienen libre albedrío?

Ah, sí, estamos de vuelta con nuestro viejo amigo, ¡el personaje imaginario! Si respondemos negativamente, estamos diciendo que yo como un ser separado no tengo libre albedrío. Si respondemos positivamente estamos diciendo que yo como un ser separado tengo libre albedrío. Surge la trampa de cualquier manera.

Esta es precisamente el tipo de pregunta que le encanta a la mente humana porque podemos tomar una posición y debatir sobre ella para siempre. De hecho, ya lo hemos hecho: los clérigos y filósofos han tenido esta discusión durante varios miles de años. Somos la última generación en abordarla.

El ego se deleita en todo esto, porque consigue estar activo sin importarle qué parte tiene la sartén por el mango. Todo ego necesita para sobrevivir que haya resistencia en cualquier forma, que es la razón por la cual la guerra en sus diez mil disfraces es el fenómeno más común en nuestro planeta.

La No-dualidad no declara que no tienes libre albedrío. La No-dualidad no declara que tienes libre albedrío. La No-dualidad declara que tú, como una entidad separada, no existes.

5 - ¿Cómo permanecer despierto?

Esta pregunta es un tanto extraordinaria. Lo digo porque me obsesionó durante mucho tiempo. Podemos tener un destello, o incluso tener una visión importante durante días o semanas, pero poco a poco empezamos a ver que se va suavizando y ablandando, y lo siguiente que sabemos, es que estamos de vuelta en el fango. Lo teníamos, pero lo perdimos. ¡Hemos perdido nuestra "conexión!"

Con el fin de responder a esta pregunta, tengo que pedirle al ser humano usualmente-iluminado que responda a un par de preguntas. "¿Cuál fue el primer conocimiento que recibió de su "experiencia de despertar"? Si fue real, sólo puede haber una respuesta. La única respuesta legítima es, "vi que no había un yo separado. Vi que sólo había una cosa ocurriendo, que no había lugar para un individuo en absoluto. Desde ese punto de vista, los cuerpos son verdaderos, pero las personas y las personalidades son historias, nada más".

Muy bien, mi usualmente-iluminado amigo. Entonces permíteme hacerte algunas preguntas más que ni siquiera necesitas responder. Yo realmente odio hacer esto, pero no tengo otra opción. ¿Quién es ese que ha perdido la conexión? ¿Quién es ese que se siente como "desprendido", o que ha llegado a "desconectarse" de la única cosa que ocurre? No puede ser ese personaje imaginario que se cuela de nuevo a la película, ¿verdad? Por supuesto que lo es. No todas las preguntas que se plantean en las enseñanzas no-duales vuelven a esta única pregunta, pero maldita sea casi todas lo hacen.

Una cosita más. La razón principal de que nos sintamos como que hemos perdido "nuestra conexión" es que hemos perdido nuestra motivación. Los seres humanos están enganchados a amar sus motivaciones. A veces la aparente penetración de la realidad es acompañada por olas de energía, subidones maravillosos, alucinaciones (que llamamos visiones), y gran cantidad y variedad de fuegos artificiales y golosinas. Confundimos eso con el despertar. Confundimos la corneta con la alborada, y resulta que la corneta nos gusta mucho. ¿Y quién es ese al que le gusta la corneta? Dímelo.

Pero ¿tiene la corneta en realidad algo que ver con la salida del sol? ¿Es la causa, o se trata de un acompañamiento? La respuesta es clara. Una vez dicho todo esto, permíteme terminar esto diciendo que hay cosas que podemos hacer para fomentar un despertar estable, por lo que no hay razón para la desesperación.

6 - ¿Está teniendo lugar realmente un cambio planetario?

Parece que sí, aunque no hay pruebas contundentes de ello. Parece haber ciertamente un dramático aumento en el número de despertares que se están produciendo, sobre todo en el número de penetraciones iniciales, ya sean destellos, o visiones más prolongadas, que están ocurriendo. Durante miles de años hemos creído que el despertar era una rareza. Aunque no podemos saber cuántos hombres y mujeres han despertado históricamente, los registros que hemos recibido sobre santos, místicos y los que parecen haber sido "herejes no-duales" indican que era extremadamente raro.

Por supuesto, en Occidente, pocos habrían estado dispuestos a "salir del armario", con una lapidación o estaca ardiente esperándoles, por lo que los registros son menos que fiables. Pero en Oriente, donde tales cosas han sido durante mucho tiempo culturalmente más aceptables, los informes de auténticos despertares nunca han sido abundantes. Ofrezco aquí mi propia versión de lo que creo que está pasando en esta época en mi país (y la historia es similar en otros lugares), como veo que está ocurriendo, y por qué creo que está teniendo lugar ahora, sobre todo en Estados Unidos.

Mientras que muchos de los principios no-duales han sido estudiados y debatidos por filósofos occidentales desde los tiempos de Sócrates, fue en Oriente donde su experimentación ha sido convertida en un arte. Sin embargo, desde hace mucho, mucho tiempo, el Oriente era una zona relativamente cerrada ― ¡a los occidentales, me refiero! En los siglos XIX y XX, cuando los viajes locales y por el mundo fueron más comunes, las enseñanzas no-duales podrían moverse más fácilmente, y comenzaron a salir de su escondite. Estados Unidos tenía sus Transcendentalistas ― Emerson, Thoreau, Whitman, John Muir, y otros.

El santo de la India, Swami Vivekananda, llegó a Occidente a finales del siglo XIX. Este fue un elemento de cambio porque presentó sus puntos de vista en el Parlamento Mundial de las Religiones en 1893, que dio a las enseñanzas gran fama por primera vez fuera de la India. A partir de la década de 1920 D. T. Suzuki (con un poco de ayuda promocional por parte de Carl Jung) trajo las enseñanzas Zen de Japón, y una década más tarde Paul Brunton presentó al mundo a Ramana Maharshi a través de su libro, La India Secreta (A Search in Secret India). En la década de 1950, después de que China engullera al Tíbet, las enseñanzas por mucho tiempo secretas de las órdenes religiosas tibetanas comenzaron a emerger cuando sus practicantes huyeron a Occidente. Por los años 1960 y 1970 hubo un flujo de información hacia Occidente, y un río de buscadores espirituales se trasladaron a Oriente. Todo esto fue la base de la detonación que estaba por venir.

En este siglo, con el auge de Internet, la enseñanza encontró una manera fácil de expandirse, un lugar cómodo para llamar a casa. Fue un matrimonio perfecto de información y utilidad, y la no-dualidad explotó. Las enseñanzas por mucho tiempo escondidas estaban repentinamente a un sólo clic de distancia. Los volúmenes más oscuros ahora podían ser descubiertos fácilmente en Amazon.com. Y la gente comenzó a despertar ―muchos de ellos fuera de cualquier pauta histórica― y aunque ha sido una breve penetración para muchos, este vislumbre o destello es a menudo suficiente para cambiar la vida del veedor.

Al mismo tiempo, la salud de nuestro planeta ha ido cada vez más a peor. Por supuesto, el planeta mismo no está en peligro, pero sus especies vivas sí, incluido el ser humano. Aunque Estados Unidos no es el único culpable, somos un magnifico ejemplo. Somos el ejemplo de nación de un mundo de culpables egocéntricos. Todo el mundo quiere ahora dos coches y una McMansion. Todo el mundo quiere electricidad barata y abundante, tanta cantidad de agua como pueda gastar, y todos los combustibles fósiles que pueda quemar. Todo el mundo quiere comer carne dos o tres veces al día [salvo los vegetarianos, claro] y tirar su basura en florecientes vertederos.

Nos quedan sólo unas pocas generaciones para resolver estos enormes problemas planetarios fundamentales, o el planeta los resolverá por nosotros, y no nos va a gustar el remedio. Probablemente la única forma de salir de este peligro es a través de un cambio fundamental en el comportamiento humano, que sólo es posible si suficientes personas despiertan. No hay nada tan estimulante como el propio interés o interés por uno mismo (self-interest), y una vez que se vea de forma suficientemente amplia que sólo hay una cosa ocurriendo, entonces todo interés es interés por (el) Sí mismo (Self-interest). Sólo nos interesa cuidarnos a nosotros mismos, y eso sólo se consigue cuidando a todos y a todo.

No todo el mundo tiene que despertar con el fin de conseguir esto, pero hará falta un número significativo. Si se supone que eso es lo que está ocurriendo ahora, entonces en algún momento el peso de todas estas personas iluminadas inclinará la balanza hacia la vida racional y el gobierno racional. El resto los seguirá: siempre lo hacen. Desde un punto de vista absoluto, nada de esto importa mucho. Este punto de vista me parece frío y sin sentido, y yo no lo encuentro iluminado. No inspira al pensamiento o la acción hábiles.

Hay una historia sobre un maestro Zen, Shunryu Suzuki. Cuando estaba en su lecho de muerte en California, un amigo le trajo una taza de té. Cuando Suzuki se desvaneció un poco, el amigo lo sacudió para ayudarle, y la taza de té que llevaba casi se cae al suelo. "¡Cuidado con la taza!" Gritó Suzuki. "Pero Roshi (maestro), estaba tratando de cuidar de ti", dijo el amigo. "Cuidar de la taza es cuidar de mí", respondió Suzuki.

Esto es el vivir iluminado.